01 Fundamentalismo, ¿qué es eso? (Parte 1)

header_wtf

FUNDAMENTALISMO

Una palabra que es conocida y citada con frecuencia por las grandes corporaciones de comunicación masiva… Relacionada por lo general, con el islam, con extremistas islámicos, con los ataques a las torres gemelas, con atentados terroristas, con oriente medio y con las “guerras santas”. ¿Lo podés ver? Sé que estamos acostumbrados, peeerooooo, ¡lee de nuevo el párrafo anterior!

¿Lo viste? Te ayudo. Religión y política. ¿Lo ves? ¿Lo dimensionas? ¿Eso es todo? Te doy otra ayuda: Miedo, religión y política. Y si se trata de controlar mentes y territorios, estas siempre juegan juntas. Pero espera, vamos a ir por partes. En tres partes. Eso espero.

En esta primera entrega vamos a pensar juntos porque es importante pensar el fundamentalismo. De dónde surge, desde cuándo, qué es y por qué nos debería interesar en Argentina y en América Latina.

Bien, aquí vamos. ¿Es el islam su fuente de origen?

¡No! Un rotundo NO a esa pregunta. ¿Y entonces…? ¿Por qué los medios de…? Fíjate bien. Dije grandes corporaciones de comunicación masiva… (Rating, intereses, mercado, etc.)

Entonces, ¿de dónde surge? El término surge… Repito: el término fundamentalismo surge exclusiva y únicamente en la historia de los términos, por primera vez, en Estados Unidos de América. País del “God bless América” 1er.Ups…

Surge específicamente en el mundo evangélico protestante de ese mismo país. ¡Pará! ¿Dijiste evangélico? Sí, sí. ¿Tan evangélicos como nosotros? (entiéndase por nosotros a los Latinos) Bueno, bastante parecidos. 2do. Ups… Sobre todo, después de la creación del término… (Casi) 3er.Ups…

Leíste bien. Surge en ese lugar, cuando un buen día, un grupo de selectas personas se reunieron y dieron origen al término. Resumo. El término, fue una invención evangélica protestante conservadora de Estados Unidos. ¿Conservadora? ¿Eran como una heladera?   Es una muy buena pregunta, digamos que querían enfriar y congelar algunas ideas, algunas mentes. 3er.Ups (pleno)

¿Pero entonces que es lo que querían silenciar? La respuesta a esta pregunta nos lleva al contexto histórico, al “cuándo” y, en breve, a la esencia misma del término “fundamentalismo”.

Querían frenar el avance de la modernidad, el auge del comunismo y todo lo que pudiera “cascotear” (arrojar piedras) con muy buenas preguntas sus “ranchos” teológicos. ¿Ranchos? Bueno, se relaciona con gente de campo también, ¿en serio? ¿Acá también?, ¿Qué ironía no?, sí. Esto lo vamos a tratar en otra entrega. Sigamos…

En consecuencia, es un término moderno, que emerge hacia finales del siglo XIX, como una fuerte reacción en contra de… (Suspenso) y se consolida en los primeros años del siglo XX por un grupo de evangélicos yanquis ayudados por unos cuantos terratenientes y dueños de mucho petróleo. Sí, la fama, auge, propaganda y posicionamiento del término tuvo una pequeña ayudita económica. Y como es frecuente, estos dueños de tanto; poco y nada tenían que ver con asistir a una iglesia… En realidad, lo que los unía, eran unos cuantos intereses en común… 4to.Ups…

Despejemos dudas. Entonces, ¿Qué onda con el islam?

A nivel etimológico, sólo se emparenta en su significado con el término “Integrismo” que es propio del contexto occidental hispano europeo. Integrismo refiere a “identificar una fe religiosa o política con la forma cultural o institucional que pudo revestir en una época anterior de su historia. Creer, pues, que se posee una verdad absoluta e imponerla”. (1)

Bueno, vamos a ir cerrando acá. No me quiero poner espeso. Pero entonces, ¿Qué es el fundamentalismo? Vimos origen, fecha, algo del contexto cultural, pero ¿qué es en sí? ¿Cómo lo definimos? Bueno más arriba te di una pista. ¿La viste? (Una reacción en contra de…).

Perfecto, propongo que nos relacionemos con este término desde la siguiente perspectiva. Definiéndolo como “una actitud reaccionaria en contra de…”

Al hablar de actitud, hablamos de una predisposición interior psico-emocional hacia el afuera, una manera de relacionarnos con lo que nos sobre viene, una manera -algo insana- de relacionarse con la realidad.

¿Por qué insana? Porque su rasgo principal es el exceso de miedo. Lo que conduce al irrefrenable deseo de control. Estos matices psico-emocionales convergen, dan forma y potencian esta actitud reaccionaria.

Resumiendo. Fundamentalismo, actitud reaccionaria en contra de la realidad, producto de un inmenso miedo irracional y ansias de poder. ¿Poder qué? Justamente, poder controlar y supervisar el pensamiento.

Teniendo en cuenta que en los últimos 50 años aproximadamente toda América latina ha sido “bombardeada” (juro que no fue apropósito el uso de ese término, me vino a la cabeza y lo tuve que usar) con nobles misioneros yanquis. Y nobles no es irónico, bueno, sólo un poco. Realmente creo que muchas personas obraron por amor y por ser coherentes con su sistema de creencias. Pero sin saberlo, muchas fueron funcionales a una única manera de predicar, evangelizar y demás manifestaciones teológicas. Podríamos decir, que supieron aprovechar y “capitalizar” (uff… que ironía ¿no? Capitalizar… EEUU… capitalismo, etc.) el silencio de las iglesias históricas encerradas en sus guetos étnicos. Pero lo siento, esto último no lo vamos a tratar acá, ni en esta serie.

Y si añadimos, que muchos de los grandes referentes actuales del mundo evangélico, provienen de EEUU… Que otros se van allá porque es más fácil llegar a… Y que las grandes editoriales evangélicas dependen de… (Si no leíste, te invito a que leas el editorial de mayo de LCC).

Que incluso un famosísimo evangelista argentino -ahora ya medio viejo- desde hace muchos años vive en EEUU. Que evangelistas como Billy Graham e hijo asesoraron a Bush y apoyaron las invasiones a Irak… que unos conocidísimos pastores argentinos y sus respectivas mega iglesias fueron influidos por otro gran evangelista del Espíritu Santo…

Que cada vez que viene éste u otro yanqui a predicar a nuestro país es cómo un evento único en la historia… Que la mayoría de evangélicos latinos surgió de esa única manera de entender la fe y sus 4 métodos para la salvación… Que esa manera de predicar se caracteriza “casualmente” por el miedo a… que existen “seminarios” de “guerra espiritual” para conquistar “almas” y “territorios”… (Que increíble como el discurso siempre termina incluyendo las lógicas del miedo, religión y política, ¿no? Legitimándose a sí mismo…).

Y, si de yapa le agregamos que la “propuesta” evangélica y sobre todo esa “propuesta” es la que más crece en toda la región…

¿Todavía crees que es irrelevante pensar y analizar el fundamentalismo?

Hasta la próxima entrega.

 

Yoe De Simone

 

(1) Roger Garaudy, Los integrismos, ensayos sobre los fundamentalismos en el mundo, Editorial Gedisa, Barcelona, 1991, pág. 13.

Facebook Comments